Visita esperada

Visita esperada.

9.30 horas de la mañana, han venido unos amigos de Lleida, ( Jose y Manoli ) los 3 estábamos por casa,ya somos 5, habíamos quedado para ir al centro comercial para como digo yo hacer terapia de mujeres, pero como madre que soy, que muchas madres se deben de sentir identificadas, la mayoría de ropa se la lleva la niña. Es la rueda de la vida, a parte, os cuento una anécdota de hoy,que recordando las clases del reiki, con el maestro Sergi Zamora , os incluyo el enlace para haceros memoria , el reiki , me recomendó como lectura este libro , TODOS LOS SERES VIVOS SOMOS UNO , pensamientos extraídos de UN MUNDO NUEVO , AHORA, cual es mi sorpresa, que Manoli tan generosa, me regala este libro hoy, señales , no lo creéis, lo sé, lo dejaremos en algunos si, en otros no, pero aquí tengo el libro, tenía que llegar a mis manos, por la razón que sea.

Al llegar la tarde , hablando del tema con ella, acabé haciéndole una sesión de reiki, deseando hacerlo bien, y como primeriza que soy creo que acerté, un día bonito por la luz que desprendía el sol, por ese cielo de color claro, pasamos antes cerca del mar donde el agua se visualizaba un azul penetrante que daban ganas de quedarse en ella.

Imaginaros la edad de 8 años, íbamos en el coche, la generación que estamos en la actualidad dan para mucho, y a veces sin tener paciencia los niños que te la quitan o como dice christian que hay momentos que yo no tengo, cierto a veces, pero que me repitan tantas mil veces las mismas palabras, solo hablar, hablar , hablar me sacan de algunas casillas .

Manoli me dice, pero para que vea ella que lo que digo lo cumplo, que no siempre en mi blog hablo de lo bueno, que todo es happy, y es así , hay momentos en los que mi grito seria mas feroz que el viento, que yo también como humana, necesito respirar, que mi hija me absorbe por su edad, que tenían que haber venido con un manual de instrucciones, pero siempre vamos a favor y en contra, por cuantas fases tendremos que pasar, nuestros hijos, educar, fueron tan lindos sus primeros años, que no digo que estos no lo sean , aunque el día también sea alegre por otros motivos que nos lleva a olvidarnos de los pequeños enfados por llamarlos de alguna manera que me diga quien no pasa el día por llantos, sonrisas, enfados, soledad, podríamos decir un sinfín de adjetivos y aquí estaría de nuevo haciendo igual que mi hija , habla que te habla.

Gracias a todos por estar ahí.