Lloro, respiro , siento y pienso.

ojos lloroso

Lloro, respiro , siento y pienso.

Ayo en mi mis rayos, los que penetran cuando me siento en un lugar que los sombríos pensamientos inundan mi ser, y mis lagrimas afloran como gotas de rocío, hallo en mi el viento que me da  calma y sosiego, me despierta y  siento…. Sé que es así no puedo cambiar el mundo ni cómo piensan  las personas, aunque me pese, las etiquetas que nos hacen y suele ocurrir cuando no se ponen en el lugar de la otra persona, me queda el consuelo y lo que sí puedo cambiar , es la forma en que me afecta, yo sé quién soy y que mas allá de lo que haga, soy normal , no piso a la gente, ni me río de ella, y lo que menos hago es consciente mente hacerla daño, suelo ser pacifica, y dentro de esta vorágine de sentimientos e incomprensiones y luchas que hay , no solo dentro de nuestro interior, también está en el ambiente, en el mundo exterior, y en el respirar, el mundo es imperfecto, ni yo lo soy, ni nadie se escapa , buscamos respuestas y no existen, porque a cada paso que damos cambiamos la percepción de dichas preguntas y respuestas. nubes Ayo en mi en mi soledad, que cuando veo injusticia, cuando veo dolor en las personas me duele, estamos de paso en este sitio y forma parte de nuestra evolución el caminar consciente, me hubiera encantado ser alguien más fuerte, aunque tengo fortaleza no cabe duda, pero en mis días de bajada no reconozco y todo se hace más débil ,mis pupilas tiemblan y mi espíritu se hace invisible, siento alegría en aquellas que les sonríe la vida , las que demuestran su lucha y su superación, pues tenemos la opción de caminar con alegría aceptando lo que es simplemente, y que no se puede cambiar en un suspiro, secar las lagrimas que hacen que veamos mas borrosos nuestras dudas y asumir con grandeza que todo es pasajero, todo cambia, todo se transforma , teniendo fe y una no olvidando quien es,  que hace y para que ha venido en este mundo, me costó sufrimiento venir al mundo, pues llegué con 7 meses y pesaba menos de un kilo , porque no ahora levantarse con orgullo de ser quien es uno mismo, no somos dioses del Olimpo, pero si nos adentramos en nosotros encontraremos a Dios , hay un hilo que no vemos y que nos unen a él, le pido templanza, le pido compasión, le pido perdón, le pido ayuda a guiarme en su camino y a darme oportunidades para no solo ser mejor persona, si no vivir esta vida mejor, que de la manera que sé. Que así sea.