Domingo, un dia 8 de agosto

Domingo, un día 8 de agosto. Como la vida nos confunde, cuando estamos en la penumbra de lo desconocido, en ese implas que perdemos la razón de la existencia, cuando pensamos que todo es de color porque nos resistimos a ver la crueldad de la vida, y nuestras almas que tienen humildad y valor, la fuerza sobre humana por estar donde no sabemos si debemos, pero algo nos empuja a hacerlo y lo hacemos porque nos sentimos mejor, porque sabemos que no vamos a cambiar el mundo, pero para sentirnos bien con nosotros mismos lo hacemos, y estamos porque si, porque hay una razón, que si bien hay una fuerza en el universo que nos da el aliento, y una salida al laberinto que te encuentras, una encrucijada, que algún día se saldrá y vendrá ese arco-iris que tanto se anhelaba por tener esa paz, el amor que no tuviste hasta ahora, y el sentir que tu corazón siente y se conmueve por el retorno, va dedicado a Isa que conocí hace poco, pero creo que estas palabras están acertadas a lo que ella siente ahora.

 

—————————————–

Hoy es Domingo también, pero ya han pasado unos años, estamos en Abril de 2016…

La verdad es que pasa el tiempo muy rápido, y como nos cambia la vida a las personas, hoy estamos sufriendo por algo que pasamos que nos hiere, y mañana sale el sol , te enamoras , te encuentras contigo mism@, en otro lugar, otra perspectiva, viviendo el amor, y la vida con el color que apremia para seguir volando y evolucionando.